(57) 319 2930843

(57) 318 3269478

ARTISTAS INVITADOS /  RAQUEL ROCHA

 ReVista OjOs.com     JULIO DE 2012

Foto: Fernando Guinard

RAQUEL ROCHA

 

El dibujo, para muchas personas, es una especie de gesto primitivo en una cultura cuyo arte y la tecnología acaba con dicho proceso, permanece en un lugar incierto, con fronteras indefinidas entre la metodología, la técnica, el uso o la expresión artística. Al desarrollar e inventar mi propia expresión, mi reto es utilizar esta tecnología relativamente simple, frágil, y bidimensional en todo su esplendor para la que la expresión artística llegue a su nivel más alto y con la esperanza de que aparezca de forma autónoma como una obra de arte por derecho propio.

 

Mediante el uso de herramientas simples como papel y lápiz, y la influencia de algunos profesores exploro el tema del erotismo. Elegí mi mundo y adopté un estilo propio, un dibujo meticuloso, pensado y trabajado, fruto de la memoria visual. Mi mente altera las imágenes plasmadas y mis emociones exageran algunos aspectos.

 

Los colores tienen una gran importancia en el erotismo, trasmite estímulos estéticos, signos y símbolos que poseen impresiones y contrastes. Cada color vibra una nota en concreto y tiene un sentido simbólico.

 

El color negro es el que más utilizo en mi trabajo, es el que mejor revela mis intenciones, representa la energía transformadora y florece muy luminoso. El negro es el pecado, la depravación, la crítica, el odio, lo que demuestra que hay algo importante que debe ser “liberado”, perdonado, aceptado, amado.

 

El rojo se presenta esporádicamente en mi mundo negro por el contraste que crea y por lo que revela. El rojo es el color del amor, de la vergüenza, de la excitación (rojo es el color de la glándula del pene erecto y de los pezones excitados), la crueldad y el sadismo. La luz roja es una parte del tango, y las pantallas rojas brillan en las zonas de prostitución.

 

El arte erótico ha existido desde el momento en que el hombre comenzó a expresarse artísticamente. Sin embargo, la exhibición de los genitales y el acto sexual se ha mantenido como un tabú. La idea de pecado continúa, consciente o inconscientemente, con destino al acto sexual, incluso cuando creemos que hemos sido liberados de esa asociación. El arte erótico tiene una importante contribución a la comprensión del arte, a la historia social de la humanidad, a la felicidad y la progresión humana, es un tema como cualquier otro que puede ser representado artística y estéticamente. Uno puede utilizar los temas eróticos y sexuales y convertirlos en algo bello. Mi intención es ampliar esta idea tanto como sea posible, creo que las personas más receptivas con el erotismo y el sexo son más sanos mentalmente. La libertad emocional esta siempre al lado de la salud mental. Cuanto más libre es el individuo, mejor será su salud mental. Cuando tenemos ideas preconcebidas y se fundamentan en los tabúes, limitamos nuestra personalidad y el mundo que nos rodea. El sexo es una necesidad humana que debe ser representada y plasmada.

 

Afortunadamente, la sociedad moderna de hoy alberga un amplio sector de personas inteligentes que aprecian el arte erótico no sólo por su atractivo sexual sino también por su imaginación creativa, estimulando el contenido intelectual y la belleza intrínseca. Las personas que no están preparadas para el disfrute del arte nunca deben ser autorizadas a entrar en contacto con él. El trabajo de arte, y no sólo de lo erótico, puede ofender o insultar a los sentimientos de los demás, no siempre hace feliz a la gente, pero no es obligación que el arte moleste y agite a los estúpidos.

 

En mi mundo artístico, el sexo en grupo domina mis pensamientos, debido a su enorme atractivo erótico y por ofrecer algo que todo el mundo cree que está prohibido. Múltiples parejas sexuales sugieren que el placer en sí también se multiplicará. Sexo en grupo sugiere la liberación de todas las inhibiciones, la vergüenza se queda atrás. Se burla de los lazos matrimoniales y de la idea de que el sexo debe ser lo más privado y secreto posible. En consecuencia, el mundo se abre a los sentidos, afectos, intelecto, a un mundo de fantasía que no necesariamente crea algo nuevo, combina, aumenta o disminuye, se especializa o se generaliza, amplía la acción más allá de las fronteras reales. En otras palabras, se trata del reto de un dibujo compuesto por imágenes que viajan por las neuronas y que causan placer cuando se decodifican los estímulos enigmáticos. Se trata de la oferta de placer estético, un dibujo lleno de vivacidad formado por un conjunto de diminutos personajes extrovertidos en plena algarabía que se unieron en la misma mirada, formando un todo, que a su vez revelan historias entrelazadas de forma continua, que manifiesta una serie de transformaciones instintivas; una inflamación de los órganos genitales. Se trata de una sexualidad ardiente; una explosión de impulsos inconscientes que se intensificaron por el estímulo mutuo de visiones eróticas en una fantasía de los cuerpos, los olores, los sonidos lujuriosos, y letargo mental, donde la exaltación excesiva de movimientos enérgicos, dinámicos y emocionantes de las figuras estilizadas se transmiten a través de un dibujo lineal de forma activa, entregado a un exhibicionismo para deleitar el voyeurismo. Los límites entre la homosexualidad y la heterosexualidad son superados. La bisexualidad es omnipresente. La unión sexual es sustituida progresivamente por otros actos sexuales: caricias, los actos orales y genitales, y todas las posibles (e imposibles) posiciones de coito. Pasar de escenas mitológicas a la representación de la vida moderna con la intención de excitar al espectador, convirtiéndolo en un voyeur, aunque con el principio fundamental de

mantenerlo alejado de todo tipo de crudeza, en otras palabras, nunca se basa en el principio de tabú o prohibición, sino que muestra todo lo que se habla en voz baja. El erotismo es una especie de trampa para aquellos que insisten en cubrir sus ojos.

 

Es cierto que la mayoría de la gente nunca ha pasado por experiencias de este tipo, pero muchos han imaginado escenas orgiásticas. Esta afirmación también es válida para el artista. Les presento las fantasías sexuales con más frecuencia que las escenas vistas o experimentadas personalmente. Se llega a la conclusión de que este tipo de exposición es muy terapéutico, porque muchas personas que han tenido estas fantasías inaceptables, cuando ven el arte erótico no se sienten anormales. Se sienten menos aislados y se tienen más confianza. Este factor de la fantasía es también una de las razones principales por las que estas exposiciones son muy interesantes y emocionantes intelectualmente, ya que no sólo se refieren ampliamente a las fantasías sexuales, el humor, la sátira, etc., sino, también se refieren a temas sociales, políticos y otros que van más allá del erotismo. El arte erótico tiene mucho que decirnos sobre nuestra propia naturaleza como seres humanos, sobre el contexto en el que vivimos hoy en día, y el sentido estético. Podemos taparnos los ojos y los oídos, pero no desaparece. El erotismo es una parte inextricable de la estructura del mundo moderno.

 

Espero con estas piezas animarlos a incluir el arte erótico en sus colecciones, para apreciar y mostrarlas en sus hogares, en lugar de esconderlas en un armario oscuro. Desde el momento en que la gente se libere para ser capaz de colgar una pintura erótica en su sala reconocen el rol sexual en la vida. Al aceptar el arte erótico en sus hogares, declara su aceptación de las relaciones sexuales, acepta el erotismo sin sentir vergüenza y admisu calidad como seres humanos sexuales sin tener ningún problema en su afirmación.

 

Mis orígenes artísticos se remontan a las primeras representaciones sexuales de la cultura occidental, los dibujos eróticos de arte griego y romano del siglo IV y V, que representan los actos de amor. Las vasijas y copas griegas romanas muestran escenas de connotaciones eróticas y satíricas. Los murales eróticos eran comunes en la decoración de los hogares de los ciudadanos nobles y cortesanos, así como en los burdeles.

 

Es importante recordar que el homosexualismo masculino ya era evidente en las vasijas griegas. Mi arte está estimulado también por el arte erótico indio, con su énfasis en las posiciones acrobáticas e imposibles vinculadas con el yoga y las enseñanzas religiosas en las que estas posiciones tienen significados simbólicos. Sus pinturas artísticas que datan del siglo XVIII incorporan temas eróticos en el dibujo con formas de animales como caballos y elefantes. Su sentido del humor se puede observar en las escenas de un hombre que fuma su pipa mientras penetra a su compañera y en la de una cacería de tigres cuando una pareja encaramada en un elefante tiene relaciones sexuales al mismo tiempo que ataca al animal con la mayor frescura. Estoy especialmente fascinada por la forma en que los artistas del arte erótico indio se expresan con fluidez y pasión intensa. Hay obras que muestran comportamientos sexuales extraños y menos aceptables en términos occidentales, como son el sexo entre humanos y animales, la homosexualidad y el sexo en grupo.

 

El arte erótico chino despertó mi interés por su interpretación sensible, romántica y muy imaginativa de las relaciones sexuales. El énfasis en las diversas técnicas sexuales y una variedad de posiciones, al igual que en el arte indio, se consideró necesario mantener a las personas interesadas en el sexo y ésta fue una de las principales funciones del arte chino erótico.

 

El sexo en China no sólo era considerado como un hecho de vida para ser apreciado y disfrutado sino como algo esencial para el bienestar físico y mental del ser, a cada posición se le dio por lo general un nombre muy poético, como “la posición de una mariposa al libar el néctar de una flor” o “la posición de un pájaro errante al volver a la selva”.

 

Dejando de lado la representación casi siempre agresiva que el hombre tiene sobre la mujer, como son el coito forzado o la violación, el arte japonés despertó mi atención debido a la riqueza de la imaginación y la perfección técnica en la que la belleza de la forma, color y composición casi hace olvidar el tema erótico. como por ejemplo, el énfasis en la línea que plasma genitales súper grandes.

 

Gráficos del nuevo arte también me han fascinado, porque se concentran en su capacidad lineal y la de figuras estilizadas en donde los movimientos se transmiten a través de grandes curvas sinuosas, y en el que cualquier sensación de espacio se ha sacrificado en favor de un efecto recíproco dramático entre las grandes áreas, simplificadas en blanco y negro. Esta línea curva y fluida retrata una sensación de delicadeza, de elegancia, de libertad y ligereza. Y, por último, el tratamiento dado por el artista portugués Amadeo de Souza-Cardoso a sus dibujos, con la presencia lineal, blanco y negro, que me ha llevado a experimentar e interpretar piezas muy conocidas, de conformidad con la visión de este gran artista.

(Portugal). Diseñadora de la Escuela de Artes de Porto de donde egresó en 1998.

Ha expuesto en el Castillo de Santa María da Feira, en la V Bienal de Pintura, Eje del Atlántico, de Vigo, el museo Santa Joana de California y la Asociación Nacional de Jóvenes Empresarios en Oporto; el Centro Socio Cultural Uxio Novomira en Lugo; el edificio de usos múltiples, Monforte en Lemos; el Ayuntamiento de Vila Rea; la V Bienal de Pintura “Ciudad de Albacete “, Albacete; el Museo de la Casa do Douro; la Biblioteca de Vila Nova en Gaia, el Palacio de los Duques de Braganza, Guimarães; el Museo Municipal de Viana do Castel; la Casa de Cribas, Braga; la Casa de Eros Galería en Oporto; en el 2 º Premio de Arte Erótico ARGO Gondomar; en el Premio Amadeo de Souza-Cardoso, el Museo Municipal de Amarante, la Casa das Artes en Vigo; el Museo Municipal, Casa de la Cultura, Villagarcia de Arosa; la Casa de la Cultura de Murcia; en la Galería “Por amor al arte”, en Oporto y la Casa de la Cultura de la Municipalidad de Seia, entre otras. Su trabajo erótico está basado en escenas orgiásticas de fantasías sexuales de espíritu terapéutico que les permite despertar la libido que tenían adormecida y tomar confianza para llevar a la práctica sus deseos.

El erotismo y el sexo

y el arte erótico son la salvación de los espíritus aburridos.

 © ReVista OjOs.com

Se prohíbe la reproducción de cualquiera de los contenidos de la ReVista, así como su traducción  a cualquier idioma sin autorización de su titular. Email: fernando.guinard@gmail.com / Teléfono: (57) 318 3269478 - 319 2930843 Bogotá, Colombia